Generic filters
Exact matches only

Temáticas

El futuro de la movilidad urbana: Horizonte eléctrico de China

El futuro de la movilidad urbana: Horizonte eléctrico de China

Por Ross Douglas, Fundador y Director General, Autonomía

Serie El futuro de la movilidad urbana: Parte I

China, el país más poblado y el principal contaminador del mundo, se enfrenta actualmente a una crisis de movilidad urbana. Buscando una solución eficaz, el gobierno ha apostado por los vehículos eléctricos introduciendo subvenciones, placas verdes e invirtiendo en estaciones de recarga. Combinadas con una mentalidad adecuada y unas circunstancias económicas favorables, estas medidas están dando sus frutos: el año pasado se vendieron 770.000 vehículos eléctricos y están naciendo muchas marcas nuevas. Por lo tanto, parece seguro predecir que el futuro de la movilidad urbana china será eléctrico.

En la actualidad, más de 1.414 millones de personas viven en China y la población urbana del país está aumentando. En 2012, la Oficina Nacional de Estadísticas de China informó que la población urbana superó a la rural por primera vez en la historia, y para 2030, hasta el 70% de los chinos vivirán en ciudades, según el Banco Mundial. Este fenómeno está llevando a una sobrecarga de la infraestructura de transporte, así como a importantes problemas de congestión y de aparcamiento en muchas ciudades. Aunque la propiedad de vehículos sigue siendo baja para los estándares de los países desarrollados, China es ahora el mayor productor y consumidor de vehículos de pasajeros del mundo. Inevitablemente, estos problemas han causado un aumento de los niveles de contaminación, como se ve en el gráfico de 2014 para Beijing (PM2.5 se refiere a las partículas de dos micrones y medio o menos de ancho):

Ante esta alarmante situación, el gobierno chino ha decidido promover los vehículos eléctricos (EV). Como prueba de su compromiso, ha incluido la e-movilidad en la estrategia «Made in China 2025», que tiene como objetivo mejorar la industria del país para aumentar el contenido nacional de los componentes y materiales básicos hasta el 40% en 2020 y el 70% en 2025.

El gobierno utiliza varios métodos para fomentar la movilidad electrónica. Gracias a los subsidios del gobierno local y central combinados, los compradores pueden contar con recibir hasta 15.000 dólares, dependiendo del rendimiento del vehículo que quieran comprar. De hecho, las subvenciones de China son las segundas más generosas del mundo, después de Noruega, según la agencia de calificación Fitch. También se ha introducido un sistema de licencias preferenciales para vehículos de nueva energía, incluidos los vehículos eléctricos. Estas placas verdes son mucho más sencillas de obtener que las tradicionales, que se otorgan mediante subasta, lotería o a cambio de una elevada tasa, en un esfuerzo por reducir la congestión.

¡Ya has votado! / 5.

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Noticias relacionadas